Loading...

martes, 16 de octubre de 2012

Fan Fic: Nanna y Noah, Las Lagrimas Plateadas de la Luna.




 Capitulo 2



Su cuerpo se agazapo en señal de preparación, Nanna, dejo lo que estaba haciendo con su mano disimuladamente, y se preparo para correr y esconderse. La Cara del Berserker le daba miedo y la incitaba al mismo tiempo.
Noah se volvió hacia la casa, sabía bien lo que tenía que hacer, lo había planeado y ahora se le había presentado una buena oportunidad, dejaría a la Valkyria que se relajara y la engañaría.
El encuentro no lo había dejado  frio,  cuando se encontraba en mitad del lago, le había llegado un dulce olor a Plátano achocolatado, su olor, el olor de esa despampanante Valkyria que lo traía por la calle de la amargura… Tenía que cogerla como fuera y ya sabía cómo hacerlo. Con su perfecta visión y un ataque digno de un maestro en la guerra, la tendría pronto entre sus brazos.
Había observado con interés como ella lo miraba, e incluso había visto como se daba placer mientras no le quitaba el ojo, eso lo había excitado en sobremanera hasta tal punto de no poder salir del agua hasta no calmarse, su erección se había descontrolado hasta el punto de producirle un dolor continuo y palpitante. Pero esa misma noche se acabaría.
Cuando confirmo que Nanna, se había movido de su lugar… fue y preparo su sorpresa. Después con las mismas volvió a desnudarse y a introducirse en el interior del lago  para nadar.
La Luna bañaba las aguas del lago, las volvía color plata y el efecto en su piel eran gotas plateadas.  Nanna se daba un baño en la parte más cubierta. Comprendió que las Lágrimas plateadas de la Luna eran esas mismas pero como recogerlas para la Diosa? Ahí estaba el dilema, Freiya le había dicho que, tendría que recogerlas de forma que las saboreara y guardarlas en el recipiente de su cuerpo hasta su regreso al Valhala. La única forma era recogerlas con su boca, pero de donde?
Sus orejitas puntiagudas comenzaron a agitarse, algo se le acercaba pero no veía nada, nado hasta la orilla y se encamino hacia la espesura del bosque para resguardarse. Se agacho y contemplo el lago, ahí es de donde venia la posible amenaza,  estaba anclada al Midgard hasta no encontrar las Lagrimas Plateadas, y lo único que se la ocurría era esconderse del peligro y ahora, el peligro mas inminente tenia forma de un guerrero Berserker… Un guerrero con un cuerpo creado para el pecado, un guerrero que hacía que en ella nacieran los más excitantes instintos. Volvió a observar como el salía del agua unos metros más allá de donde ella había salido, y vio relucir en su magnífico cuerpo como las lagrimas plateadas de la luna lo recorrían para morir bajo la arena.
Su cuerpo se revoluciono de nuevo, su mente rememoro situaciones comprometidas donde ella no era la protagonista,  y entonces deseo pasar su lengua por el cuerpo de ese guerrero. Quería probar su sabor, quería degustar su piel, y ante todo, quería sentir sus manos calientes mientras recorrieran su cuerpo. Si, su cuerpo de Valkyria nunca había sido tocado por las manos de ningún hombre, y ella deseaba  en su interior saber el sentimiento de aquella acción.
Noto como sus pezones se erguían duros y sensibles, y sus colmillos se deslizaban hacia abajo, indicando su estado de excitación.  Su mente volaba tan rápido que no se dio cuenta cuando Noah había vuelto hacia la casa, pues ya no se encontraba en la playa. La curiosidad pudo con ella y se encamino hacia el lugar de donde emanaba el aroma a café. Le encantaba el Café, siempre que bajaba al Midgard, probaba un café diferente, Arabica, tostado, colombiano… todos la gustaban, fuertes en su apreciacion. De pronto sintió como una red la envolvía asustándola, había caído en una especie de trampa para animales. Pero ella no lo era. Intento alcanzar su daga, pero por la posición no podía, y con horror descubrió  unos ojos brillantes del color del oro líquido. Más cerca de lo que debieran estar.
Una Risa gutural resonó en el Bosque y unos brazos grandes y fuertes, la engulleron por completo… Perdición, había sido tocada por un hombre, un guerrero. La oscuridad se cernió sobre ella.
Noah se encamino con el cuerpo de la Valkyria hacia la casa, había preparado  en el gran salón la chimenea y en una alfombra blanca de pelo largo, había amontonado varias docenas de cojines negros, unos cuantos boles llenos de fruta cortada, un cuenco con chocolate caliente, y una botella de hidromiel.  La escena estaba preparada, tenía su trofeo, y en ese mismo momento se cobraría el pago por el agravio de chamuscarle.
Dejo el cuerpo de Nanna, entre los cojines y la desnudo. Se entretuvo observando el esplendido cuerpo formado de la Valkyria, lleno de curvas sensuales, y con los pechos turgentes. Paso la lengua por su cuello, y deseo marcarla como suya, pero se contuvo, esperaría para marcarla cuando ella estuviera llena de él. La tapo con una colcha plateada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario